Nordea limitará la inversión en gas y petróleo en 140 fondos

La gestora excluirá a estos sectores cuando no cuenten con una hoja de ruta clara para la transición energética

“Invertir solo en empresas que se encuentran en un camino hacia la transición verde”.

Una premisa que el brazo de gestión de activos de Nordea Group, Nordea Asset Management (NAM), ha puesto reforzado tras anunciar este miércoles que 140 fondos endurecerán los requisitos sobre las inversiones en combustibles fósiles -gas y petróleo-. Hasta ahora eran 73 en los que la gestora ya había impuesto estos requisitos

Según Nordea, este paso acelera el plan estratégico para limitar el calentamiento global y fortalece el compromiso de la gestora como miembro fundador de la Iniciativa Internacional Net Zero Asset Managers.

De manera global, a partir de ahora, Nordea excluirá a aquellas compañías energéticas que hayan fijado una hoja de ruta hacia la transición ‘verde’. Las empresas de combustibles fósiles que deseen entrar en su universo de inversión tendrán que contar con un plan claro sobre cómo pretenden cumplir con el Acuerdo de París.

“La medida clave para limitar el calentamiento global es reducir las emisiones de combustibles fósiles”, apunta Eric Pedersen, director de Inversiones responsables de Nordea, en un comunicado.

Por ello, “las empresas de energía deben tener una estrategia para cumplir con el Acuerdo de París y limitar las emisiones de combustibles fósiles, y deben haber comenzado el arduo trabajo de cambiar su modelo de negocio”, concluye Pedersen.

Nuevos objetivos de sostenibilidad para 2023

Nordea ha dado a conocer esta decisión tras la publicación de nuevos objetivos de sostenibilidad para 2023.

“Hemos trabajado intensamente para desarrollar un plan a largo plazo que no solo es parte de nuestra visión y estrategia comercial general, sino que también respalda la transformación hacia una economía sostenible y con bajas emisiones de carbono”, explicó hace unos días Frank Vang-Jensen, presidente y director ejecutivo del grupo nórdico.

La ampliación del número de fondos que limitará la exposición al petróleo y al gas de petróleo, pero también al tabaco, se ha comunicad el mismo día en el que el Reglamento de Divulgación de Finanzas Sostenibles de la Unión Europea (SFDR) entraba en vigencia, este 10 de marzo.

Por lo que en el ‘semáforo’ de la sostenibilidad de este nuevo reglamento, gran parte de los productos de la gestora estarían alineados con las restricciones más estrictas relacionadas con los fósiles, en concreto un total de 213 fondos.

Un total de 209 vehículos estarían catalogados dentro del artículo ocho del reglamento de divulgación que aborda los instrumentos que cuentan con características ESG optimizadas. Por último, solo cuatro productos se incluirían dentro de la categoría 9.

La integración de la sostenibilidad en la gestora nórdica se agrupa en cuatro pilares estratégicos: solidez financiera, acción climática, responsabilidad social y gobernanza y cultura, de acuerdo con su nueva hoja de ruta hasta 2023.

De este modo, para aumentar el impacto positivo de sus actividades comerciales y operaciones internas se ha marcado una serie de objetivos.

  • Al menos el 25% de la captación de capital debe ir a la oferta de fondos sostenibles.
  • Nordea Life & Pensions reducirá su intensidad de emisiones de carbono para acciones cotizadas, bonos corporativos y bienes raíces en al menos un 25% para finales de 2024.
  • También aumentará la proporción de activos e ingresos alineados con la taxonomía de la Unión Europea y cumplirá con los requisitos de divulgación.
  • Trabajará junto a sus grandes clientes corporativos en industrias intensivas en carbono para establecer planes de transición hacia bajas emisiones.
  • Reducir las emisiones de carbono de sus operaciones internas en un 30% en comparación con 2019.
Publicidad

Ahora en portada

Publicidad