Con la colaboración de

El Banco Interamericano de Desarrollo impulsa un foro de trabajo para unificar las finanzas sostenibles en América Latina y el Caribe

Ricardo Harris, jefe de gabinete de la Dirección de Regulación del Banco Central de Brasil (Dinor), analiza en exclusiva para SOCIAL INVESTOR la iniciativa y explica la importancia que está cobrando la ESG para los bancos centrales

El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) ha lanzado la iniciativa Red de Reguladores para el Desarrollo Sostenible (REDES) que tiene como objetivo apoyar a los supervisores, reguladores financieros, bancos centrales y organismos públicos de América Latina y el Caribe en la elaboración de un marco adecuado para el desarrollo de las finanzas sostenibles y las prácticas de regulación y supervisión financieras sostenibles en la región.

Un marco adecuado para el desarrollo de las finanzas sostenibles puede mejorar la estabilidad y la eficiencia de los mercados financieros al abordar adecuadamente los riesgos y los problemas del mercado, como las externalidades, según explica el banco.

En el evento de presentación estuvieron presentes reguladores y supervisores financieros de la región. El representante del Banco Central de Brasil, en una entrevista en exclusiva con SOCIAL INVESTOR, aprobó el movimiento impulsado por BID.

Ricardo Harris, jefe de gabinete de la Dirección de Regulación del Banco Central de Brasil (Dinor)

Ricardo Harris, jefe de gabinete de la Dirección de Regulación del Banco Central de Brasil (Dinor)) explica que la ESG ha entrado en la agenda de muchos reguladores y que eso se nota actualmente en muchos foros internacionales, especialmente en Europa y Asia. Pero que hacía falta traer la discusión para la región de América Latina y Caribe.

«Esta es una oportunidad para intercambiar experiencias, conocimientos y mejores practicas entre los países de la misma región. Hay unos que están más adelantados que otros y por eso podemos aprender con los demás y compartir lo que estamos haciendo en Brasil», señala Harris.

Asimismo, añade «un punto que nos interesa mirar es la taxonomía que algunos vecinos están desarrollando.» Para el portavoz del BC, lo que facilita el diálogo es que las realidades económicas son parecidas. «Es más fácil intercambiar experiencias con Chile que con Malasia, por ejemplo», señala.  

REDES en dos frentes de actuación

REDES apoyará a los bancos centrales, reguladores financieros, supervisores y cualquier otra agencia gubernamental de la región en dos áreas.

Primero, en fortalecer la capacidad institucional; segundo, en difundir y compartir conocimientos con el objetivo general de promover el desarrollo de estrategias a nivel de país para un mercado financiero sostenible, prácticas regulatorias y de supervisión.

La Red de Reguladores para el Desarrollo Sostenible es una iniciativa del BID en colaboración con Association of Banking Supervisors of the Americas (ASBA), y que tiene también la participación de Association of Banking Supervisors of the Americas (NGFS) e International Organization of Securities Commissions (IOSCO).

Inicialmente, REDES tendrá un formato de foro para que los participantes puedan intercambiar informaciones y difundir el conocimiento con iniciativas individuales con los demas participantes en red.  

El BID propone cuatro líneas de actuación el ámbito de sus actividades: diálogo intersectorial, suporte técnico, capacitación y desarrollo de capacidades y estudios técnicos. Así se buscará fortalecer las capacidades institucionales que van a propiciar el desarrollo de estrategias nacionales por un mercado financiero sostenible, con prácticas regulatorias y de supervisión.

Un aspecto clave es ampliar la comprensión de las implicaciones financieras de los riesgos climáticos sociales y de gobernanza

Otro aspecto importante de trabajo es ampliar la comprensión de las implicaciones financieras de los riesgos ambientales, sociales, de gobernanza y relacionados con el clima. Según el BID, el sector financiero reconoce cada vez más el medio ambiente y el social como factores de riesgo importantes.

Los riesgos ESG pueden perjudicar el desempeño de las corporaciones financieras debido a la exposición a riesgos crediticios, legales, de mercado, operativos y de reputación.

El crecimiento de forma sostenible requiere marcos de políticas públicas y regulaciones sustentables y supervisión que garanticen certidumbre a los inversores y a la industria. Esto también significa instrumentos y herramientas financieras innovadoras para respaldar la evaluación de riesgos financieros derivados de este nuevo panorama.

«Hace seis años, los bancos centrales habrían pasado por alto el tema, pero lo mismo ha ganado mucha fuerza, especialmente con la pandemia, que ayudó a crear conciencia sobre la relevancia del cambio climático, la agenda verde y los riesgos del cambio climático para el sistema financiero«, apunta el portavoz del Banco Central de Brasil.

Según Harris, los bancos centrales se dieron cuenta de que es cada vez más evidente que los eventos climáticos, que antes se consideraban raros, son cada vez más frecuentes y que esto incide en las principales variables económicas en el horizonte de la política monetaria relevante, afectando los precios de la energía, de los alimentos y trayendo inflación.

«El cambio climático y los problemas ambientales también representan importantes riesgos para la estabilidad financiera. Por eso, está directamente relacionado con los mandatos básicos del banco central, que es buscar la estabilidad financiera», analiza Ricardo Harris, jefe de gabinete de la Dirección de Regulación del Banco Central de Brasil (Dinor).

Publicidad

Ahora en portada

Publicidad