Unicaja se refuerza en sostenibilidad tras la fusión

Pone al frente de la Dirección de Sostenibilidad y RSC a José María López Jiménez y crea una Dirección de Negocios ESG, que capitanea Miguel Ángel Barra

Unicaja no se ha olvidado de responder al desafío sostenible en el ajuste de direcciones que ha impulsado tras su fusión. Dentro del nuevo organigrama del banco, ha optado por reforzar esta estrategia con la transformación de la Dirección del Área RSC, que ahora se denomina Dirección de Sostenibilidad y de RSC, y la creación de la Dirección de Negocio ESG.

Al frente de la Dirección de Sostenibilidad, Unicaja ha designado a José María López Jiménez, que lideraba a su predecesora, y que ha colaborado en numerosas ocasiones con Social Investor. López Jiménez, es Doctor y Licenciado en Derecho por la Universidad de Málaga (UMA) y Diplomado en Ciencias Políticas y Sociología por la UNED.

José María López Jiménez, director de Sostenibilidad y RSC

El directivo también ha superado el ‘Programa de Desarrollo Directivo en Finanzas Sostenibles’ de AFI (2020) y acumula una larga trayectoria profesional dentro del banco, ya que formaba parte del equipo de la entidad cuando todavía era una caja de ahorros.

Como Director de Negocios ESG, Unicaja ha nombrado a Miguel Ángel Barra Quesada, que es Licenciado en Ciencias Económicas y Empresariales y Diplomado en Informática por la Universidad de Extremadura, y que procede del equipo directivo de Liberbank. Barra Quesada cuenta con un Máster en Gestión de Entidades de Crédito por la UNED y ha cursado el Programa sobre Fundamentos de Gestión, Control y Análisis de Entidades de Crédito del Centro de Formación del Banco de España.

Miguel Ángel Barra es un ejecutivo procedente del equipo de Liberbank

Respecto a su trayectoria profesional, la inició como profesor de Hacienda Pública y Derecho Fiscal en la Universidad de Extremadura.

En 1995 ingresó en la red comercial de Caja Extremadura para después desempeñar distintos puestos directivos (Director del Área de Contabilidad, Director Financiero y Director General Adjunto) hasta llegar a la Dirección General en 2008. Tras la integración de Caja Extremadura en Liberbank en 2011, pasó a desempeñar, inicialmente, el puesto de Director del Área de Riesgos y, posteriormente, el de Director General de Riesgos (CRMO).

Miguel Ángel Barra Quesada, director de Negocios ESG de Unicaja

Ha ocupado diferentes cargos en órganos de administración de diversas sociedades, entre los que destaca los de consejero ejecutivo en Liberbank, Vicepresidente y Consejero Delegado en la Corporación Empresarial Caja de Extremadura y vocal de los consejos de administración de Ahorro Corporación, Lico Leasing EFC, Bancantabria Inversiones EFC, CNP Vida, Sociedad de Seguros y Reaseguros.

Esta nueva dirección será responsable de «identificar, impulsar y materializar las nuevas oportunidades de negocio que se generen por el acompañamiento a los clientes en la realización de las inversiones necesarias para la transición a un modelo más sostenible, así como del desarrollo y mantenimiento de un catálogo de servicios y productos que permitan conseguir este objetivo», explican desde Unicaja.

También «será la responsable de asegurar la integración de los riesgos medioambientales y climáticos en los procesos de gestión de los riesgos del banco, mediante la identificación, medición, gestión y seguimiento de los mismos», añade.

La Dirección de Sostenibilidad colaborará y la elaboración y seguimiento del Plan de Actuación en Finanzas Sostenibles

En cuanto a la dirección que lidera José María López Jiménez, tendrá como misiones «promover y coordinar la implantación de un modelo de gestión ética, medioambiental y socialmente responsable», explica Unicaja.

También «colaborará en la elaboración y el seguimiento del Plan de Actuación en materia de Finanzas Sostenibles, y promoverá acciones que permitan la mejora, en coordinación con la Dirección de Negocios ESG, asesorando a los demás departamentos en este ámbito», añaden desde el banco.

Un reto futuro será dar otro empujón más a la ESG a nivel directivo y crear una comisión específica en el consejo, en línea con la de Bankinter, Banco Sabadell, Banco Santander y Caixabank.

Un plan de acción renovado

La banca es un sector crítico para la transición energética. Por su papel clave en la financiación de actividades, tanto los inversores como los supervisores están presionando a la banca para alinee sus operaciones con los objetivos del Acuerdo de París.

Prácticamente todos los bancos del IBEX -con la única excepción del Banco Sabadell- ya se han incorporado a la Net Zero Banking Alliance. Su incorporación no solo les obliga a ser cero emisiones en 2050, sino también a presentar una hoja de ruta sobre cómo van a limitar el crédito a los sectores más contaminantes, aunque el sector defiende que lo que van a hacer es acompañar a sus clientes en la transición energética.

Unicaja no se ha integrado en este grupo -del que sí forman parte Abanca o Ibercaja-, pero ya cuenta con un Plan de Acción de Finanzas Sostenibles. Esta hoja de ruta fue aprobada a mediados de 2020 y revisada para su actualización en 2021. El plan «está orientado a impulsar la integración de criterios ESG en la estrategia de negocio», apuntan desde el banco.

Aunque no forma parte de la NZBA, Unicaja sí que es firmante del Pacto Mundial de las Naciones Unidas. Lo suscribió en 2013 y en 2017 se integró en la Red Española del Pacto Mundial.

También cuenta con gama de producto sostenible, tanto en crédito hipotecario –Hipoteca Verde e Hipoteca Oxígeno-, como en consumo, como el Préstamo MotorEco Verde o diferentes ofertas para el sector agricultor y ganadero.

Asimismo, cuenta con oferta en fondos -el Unifond Sostenible Mixto Renta Variable– y en planes de pensiones -con el Uniplan Futuro Sostenible-.

Publicidad

Ahora en portada

Publicidad