Repsol capta 1.250 millones con su primer bono ligado a objetivos de sostenibilidad

La emisión se ha estructurado en dos tramos, de 600 y 650 millones, con vencimientos a 8 y 12 años

Repsol ya ha vestido de largo su nueva estrategia de deuda sostenible, que en las últimas jornadas ha presentado en ‘roadshow’.

La estrena con una emisión de bonos vinculados a la sostenibilidad (‘Sustainability Linked Bonds’ o SLB en sus siglas en inglés) por un importe total de 1.250 millones de euros, según indican fuentes del mercado.

En total, la demanda ha alcanzado los 2.900 millones de euros, según las citadas fuentes.

En cuanto a los detalles de la emisión, se ha llevado a cabo en doble tramo, aprovechando, aseguran, las condiciones favorables del mercado.

Un primer tramo, de 650 millones de euros, con vencimiento a 8 años, con un cupón final fijado en  0,375%. Y un segundo tramo de 600 millones de euros, que supone la primera emisión en la historia de Repsol con vencimiento largo, a 12 años, y que se ha cerrado con un cupón de 0,875%.

Esta emisión da oxígeno financiero a la compañía de cara a su transformación y el giro del modelo de negocio hacia las renovables y la meta de ser ‘net zero’ en emisiones en 2050.

Las condiciones de reducción de emisiones

En esta emisión, Repsol se fija como indicador verificable el Indicador de Intensidad de Carbono definido por la compañía, que mide las emisiones de CO2e por unidad de energía que Repsol pone al servicio de la sociedad (g CO2e/MJ).

En concreto, en la emisión de SLB de hoy se ha incluido como objetivo de referencia en el tramo con vencimiento a 8 años la meta de reducción del Indicador de Intensidad de Carbono del 12% para 2025; mientras que en el tramo con vencimiento a 12 años se ha utilizado la meta de reducción del 25% para 2030.

Repsol se ha marcado metas intermedias de disminución de la intensidad de carbono del 12% para 2025, del 25% para 2030 y del 50% para 2040.

Hay que recordar que la energética dirigida por Josu Jon Imaz Repsol tiene por delante un Plan Estratégico 2021-2025, que establece inversiones por 18.300 millones de euros a lo largo del periodo y un 30% del total, 5.500 millones de euros, se destinará a iniciativas bajas en carbono.

Publicidad

Ahora en portada

Publicidad