La vinculación salarial a la sostenibilidad ganará peso en las cotizadas

Bankia celebra su cuarto aniversario en el Dow Jones de Sostenibilidad en plena fusión con Caixabank. María José Gálvez, Directora de Sostenibilidad del banco, augura en una entrevista con SOCIAL INVESTOR, que el enfoque sostenible ganará todavía más importancia en el futuro

Para Bankia, 2020 ha sido un año muy intenso. El banco presidido por José Ignacio Goirigolzarri ha obtenido el visto bueno de sus accionistas para fusionarse con Caixabank y ha revalidado por cuarta temporada su presencia en el índice Dow Jones de Sostenibilidad Europeo, que selecciona a los líderes en sostenibilidad de la bolsa europea.

María José Gálvez, Directora de Sostenibilidad de Bankia, anticipa que la ESG continuará ganando peso tanto dentro de la estructura corporativa de las cotizadas, como en la vinculación salarial de los consejos y los equipos directivos, y repasa la evolución del banco desde que se incorporara al DJ de Sostenibilidad en 2016, en una entrevista con SOCIAL INVESTOR.

“Para acceder al índice tienes que buscar unos niveles de desempeño muy elevados y tienes que mostrar hechos”. “Luego también se pone en marcha una labor de permanecer y de mejorar”, explica Gálvez.

“Nosotros lo hemos visto siempre como una herramienta de mejora continuada”, avanza. “Cuando estás dentro del índice quieres seguir mejorando, ya que el objetivo final es que tu empresa sea más sostenible”, añade.

De hecho, como brocha final antes de su integración con Caixabank, en la última revisión realizada por Dow Jones en base a las puntuaciones de RobecoSAM (S&P), el banco obtuvo la nota máxima (100 puntos) en aspectos como la relación con el cliente, la transparencia, la estrategia fiscal, la comunicación en materia de protección del medioambiente, el cambio climático y social, o la inclusión financiera.

Mayor presencia de los fondos ESG

La presencia de Bankia en el DJ de Sostenibilidad Europeo ha repercutido en el tipo de fondos que se han ido incorporando al capital. “En nuestro caso, el 64,9% de nuestros inversores institucionales utilizan políticas ESG”, explica Gálvez, que añade que los analistas, a lo largo de los últimos ejercicios, han ido demostrando una mayor sensibilidad hacia los criterios de sostenibilidad, sociales y de buen gobierno.

«El 64,9% de nuestros inversores institucionales utilizan políticas ESG»

María José Gálvez

“Notas que ha habido una evolución entre lo que te solicitaban antes los grupos de interés y el escrutinio que están haciendo ahora sobre el impacto de las empresas”, apunta.

La Directora de Sostenibilidad de Bankia cree que mantener un enfoque activo hacia la sostenibilidad ayuda a fidelizar a los accionistas. “Aunque evidentemente existe un inversor a corto y un inversor a largo, notas que el haber accedido a los índices de sostenibilidad y ser transparente en algunas ocasiones es positivo y se premia ‘entre comillas”, reflexiona.

Además, existe un efecto secundario positivo para terceros: los inversores focalizados hacia la ESG tienen un impacto positivo para los minoristas. “Al pequeño inversor le aporta estabilidad, menor volatilidad y la misma rentabilidad. Al final el inversor minorista también se nutre del impacto de la implementación ODS”, puntualiza Gálvez.

«Los analistas ya solo quieren información pública. Cuando pones algo a disposición de todos te compromete»

María José Gálvez

Asimismo, el cada vez mayor activismo de los gestores ESG y la preocupación de los analistas, ayuda a que las empresas sean cada vez más transparentes, algo que también es un plus para el conjunto de inversores en un valor.

“Hay analistas a los que antes les podías enviar evidencias sobre algún punto y ahora no lo admiten. Solo quieren información pública”, apunta Gálvez. Para la ejecutiva de Bankia, esta exigencia es un paso bueno, que fuerza compromisos en materia de sostenibilidad de las empresas cotizadas.

“Cuando pones algo a disposición de todos te estás comprometiendo a que lo que difundas sea veraz, real y bueno. Incluso estás publicando objetivos que vas a comprometerte en desarrollarlos”, dictamina.

Otro modelo para los sistemas retributivos

Un aspecto en el que los analistas se están enfocando es en impulsar que la sostenibilidad se ligue a las retribuciones del consejo y de los directivos.

Deutsche Bank, por ejemplo, anunció hace algunas semanas que pretendía ligar los salarios de su cúpula a la consecución de objetivos de sostenibilidad. María José Gálvez augura que se verán más iniciativas similares en las empresas cotizadas y lo ve como un paso positivo.

“Creo que es algo en lo que todos estamos trabajando. Algunos ya tenemos incorporados objetivos vinculados a la sostenibilidad, pero es verdad que hay que generalizarlos a toda la organización”, opina.

Este salto ayudaría a que el enfoque sostenible fuera más allá de la primera línea ejecutiva. “Cuando te tocan el bolsillo es como te motivas más. Es una forma de que cale a toda la organización, que no sea un objetivo de los ‘top’, sino que sea una meta compartida para que todos pongamos el foco en un mismo camino”, señala la ejecutiva de Bankia.

«Ligar la retribución a la sostenibilidad hace que se convierta en un objetivo compartido»

María José Gálvez

También augura que la sostenibilidad ganará posiciones dentro de la estructura de gobierno corporativo.

“Nosotros creamos la Comisión de Nombramientos y Gestión Responsable en 2014 y entonces se consideraba una de las mejores prácticas. Entendíamos y se entiende ahora que cuando algo es estratégico, el liderazgo tiene que venir desde arriba. La mayoría del IBEX ya la ha incorporado, con lo cual es una tendencia general que va a seguir así”, pronostica.

El legado en la fusión con Caixabank

El trabajo en ESG de Bankia a lo largo de los últimos ejercicios se integrará dentro de la futura Caixabank, una vez que se haya completado la fusión. Para Gálvez, el acuerdo refuerza a las dos entidades en materia de su perfil de sostenibilidad, social y gobierno corporativo.

“Nosotros aportamos y ellos aportan”, valora. “Somos dos bancos que somos líderes en temas de sostenibilidad, que hemos avanzado mucho, que hemos implementado muchas cuestiones, y hemos realizado iniciativas muy interesantes y nos hemos esforzado mucho por estar donde estamos”, enumera.

“Creo que nosotros aportamos mucho a Caixabank y Caixabank aporta muchísimo también, por ejemplo, en temas de gobierno corporativo”, señala.

El nuevo banco fusionado, por ejemplo, contará con uno de los consejos con mayor diversidad del IBEX y la banca española.

Publicidad

Ahora en portada

Publicidad